Cavernícola

Ficha:

int-cavernicola

Fútbol troglodita

 

Dug es un joven e inquieto cavernícola que vive feliz en su valle junto a su tribu, compañero inseparable de un avispado jabalí. Pero su idílica vida se acaba de pronto con la irrupción repentina de la Edad de Bronce, personificada en las tropas del avaricioso Lord Nooth, que expulsa a los cavernícolas de su territorio para extraer oro. Desesperado por recuperar su valle, Dug hará todo lo que esté en su mano (y en sus pies) para recuperarlo.

Tercer largometraje dirigido por Nick Park (el primero en solitario), tras sus celebrados Evasión en la granja y Wallace & Gromit: La maldición de las verduras, todos ellos bajo la producción de Aardman, empresa británica de animación que ha llevado la técnica de “stop-motion” o la animación con plastilina “fotograma a fotograma” a impresionantes estándares de calidad. En Cavernícola vuelven a demostrar que este tipo de animación tradicional sigue asombrando, mantiene un encanto especial y aún tiene larga vida, aunque eso no suponga desdeñar técnicas más modernas, como se puede comprobar en el uso de ordenador y el croma de numerosos planos.

La historia ideada por el equipo de guionistas tiene un original planteamiento, el de unir la era más antigua del ser humano con la más actual. El nexo de unión viene a ser como una especie de deidad en ambas épocas: el fútbol. Y es que tiene su gracia eso de que el deporte rey fuera fundado por cavernícolas, allá por la edad de piedra en los alrededores de Manchester, aunque eso no quita que el desarrollo narrativo sea esta vez algo simple y bastante predecible, no especialmente memorable, sobre todo si lo comparamos con las producciones antes mencionadas. Sí les sirve a los creadores para remarcar la importancia de la valentía y del trabajo en equipo por encima de las individualidades. Y siguiendo la tradición, el humor –infantil sobre todo, aunque efectivo– es una constante durante toda la película, que explota el escaso raciocinio de los cavernícolas, el histrionismo del malvado de turno (acentuado por el doblaje español de Mario Vaquerizo) y las ocurrencias del cerdoso jabalí, con momentos muy divertidos, como el baño de Lord Nooth.

 

Comentarios

Dejanos tu comentario...