Series: Mrs. Wilson

 
La actriz británica Ruth Wilson (inolvidable como la pelirroja villana Alice en la serie Luther), es el alma mater de esta serie. No sólo es la productora y actriz protagonista, también el argumento se centra en la historia real de su abuela. Con la elegancia en la recreación histórica que suele caracterizar a los británicos, esta miniserie retrata a una mujer real en busca de la verdad sobre la memoria de su marido (excepcional también el trabajo de Ian Glein, otro peso pesado de la ficción inglesa: Juego de tronos).
 
El desarrollo del suspense está muy bien medido y siempre tiene un enfoque sensible y delicado. Hay una perfecta simbiosis entre los diálogos, la interpretación, la fotografía, las localizaciones y el vestuario. Todo contribuye a la asimilación de una historia sobre la confianza en Dios y en los hombres, la educación de los hijos, la infidelidad, las dos grandes guerras, el espionaje, el colonialismo… El director y los guionistas de la serie, que llevan casi un cuarto de siglo dedicados a la ficción televisiva, consiguen dar unidad y coherencia, a la vez que tratan al espectador con inteligencia. A lo largo de los tres capítulos hay que rellenar muchos huecos que aún tiene una verdad escurridiza.
 
La bellísima factura de la serie se concreta entre otros aspectos en la música de Anne Nikitin (La desaparición de Madeleine McCann), la dirección artística de Jemima Hawkins (Downton Abbey), la fotografía de Hubert Taczanowski (Cormoran Strike) o el vestuario de Lorna Marie Mugan (Peaky Blinders). En ese marco sobresale un reparto que, junto a los dos excelentes protagonistas, hay una docena de intérpretes de primera categoría como Fiona Shaw (Killing Eve). Keeley Hawes (Bodyguard), Otto Farrant (Guerra y paz) e Ian McElhinney (La caza) Mrs. Wilson fue nominado a 4 premios BAFTA (mejor miniserie, actriz principal, secundaria y vestuario).
Firma: Claudio Sánchez

Comentarios

Dejanos tu comentario...